Informes

 

El informe de Standard & Poor’s sobre las necesidades de capital del sistema financiero europeo si las cosas se ponen feas: 250 mM€. Lo mejor de todo es que me he pateado un montón de sitios buscando información detallada y todo lo que se encontraba hasta las 10:00 h de ayer eran cosas así. es decir, los GIPS fatal, pero sin detalles. El informe analiza 99 entidades financieras; las españolas necesitarían 64 mM (el 25% del total). Los supuestos de los que parte S&P son duros, sobre todo en los GIPS, aunque la agencia matiza que sólo se trata de un ejercicio, ¡vaya!, en los tiempos que corren y alguien como S&P dedicando recursos a pasar el rato, ¿es algo así creíble?. 

Los supuestos no son iguales para todos: entre el 2011 y el 2015: crecimiento: España: -20%; Francia, Reino Unido, Alemania: -3%; población ocupada: España: -25%, los otros tres: -10% (El País 23.03.2011, Pág. 25), y dice S&P que con enormes dificultades se podrá superar: la deuda pública española se colocaría en el 127% del PIB.

Bien, pienso que esto no ha sido un ejercicio, sino un supuesto de trabajo en el que se ha abordado un escenario de degradación económica muy semejante al que se dio en la Gran Depresión. También pienso que en los GIPS será menos terrible de lo apuntado por la agencia, y más de lo dicho para Alemania y compañía, bastante más.

Decir que la deuda pública de España alcanzaría el 127% sale de ‘prolongar la recta’: nadie compraría la deuda de una economía con la evolución prevista por S&P, y el impacto sobre la economía estadounidense y asiática del desastre combinado que se daría en Europa ocasionaría en estas zonas seísmos de iguales o mayores magnitudes que el europeo, ¿la razón?, una-cosa-llamada-globalización.

En un escenario como ese: 250 mM€, me parece escaso. La deuda nueva se sumaría a la deuda actual, y los activos que no fuesen sólidos como un bloque de titanio se derrumbarían hasta el infierno, una implosión, vamos. En un entorno como ese, ¿qué economía estaría no-mal?: ninguna. Insisto, dudo mucho que las chicas y los chicos de Standard & Poor’s hayan hecho este estudio para divertirse.

En esta línea: la situación en la que se halla Portugal, ya saben. La pregunta, pienso, ya no es si el PEC versión 4.0 va a servir, o no, a su economía, sino simplemente si la economía va a poder pagar lo que debe (España tiene el 30% de su deuda). Ya, esa pregunta es aplicable a todas las economías, pero como también saben una deuda es tal cuando se reclama, y eso sucede cuando los acreedores no se fían del deudor, mientras eso no sucede tan sólo es un compromiso.

Pienso que en el horizonte se está dibujando un concepto que hasta ahora no era planteable: el de ‘Estado fallido’, pero no en el sentido que le daba la Administración de GWB, sino en el de ‘posibilidad de sostener sus estructuras y de mantener su funcionamiento’, al menos tal y como a los Estados hemos conocido. Los GIPSI entran en ese planteamiento; insisto: tal y como los hemos conocido.

Además >>  Niño-Becerra: Gasto público

Ya sé: lo anterior es una cosa muy fuerte, pero en lo que estamos inmersos: una crisis sistémica, también lo es.

 

No cambio de tema: Alstom va a despedir a 1.300 trabajadores, en Catalunya 360, y no renovará temporales, y 2.000 subcontratados e indirectos se verán afectados, dicen los sindicatos (Misma fuente anterior, Pág. 26). Lo más curioso es lo que se deriva de la argumentación de la compañía: “El plan está motivado por la necesidad de afrontar el descenso de la demanda en estos países y para mantener la competitividad de nuestra base industrial” y de que dicen los sindicatos: “(…) no están cumpliendo su plan de viabilidad”. De ser cierto lo que ambos dicen, ¿significa esto que si Alstom cumpliese con el plan de viabilidad no podría mantener la competitividad?. Tremendo, ¿verdad?.

Continúo sin cambiar de tema. He estado revisando el “Estudio Manpower de Proyección de Empleo” para el segundo trimestre del 2011. Resumen: en España la proyección para el período Abril – Junio decrece el 2% respecto al primer trimestre del año, y sí, se produce una mejora de cinco puntos respecto al segundo trimestre el 2010, pero así como entonces la tendencia apuntaba al alza ahora apunta a la baja “por undécimo trimestre consecutivo”, de tal modo que la proyección de empleo neto se sitúa en el -4%.

‘Proyección de empleo neto’: el 6% de los directivos encuestados planea aumentar el número de sus trabajadores, el 10% reducirlo, el 83% dejar sus plantillas como están y el 1% no sabía, en el momento de responder la encuesta, aun lo que iba a hacer.

Y no, tampoco ahora cambio de tema. Huele a quita: en el MEDE, el Mecanismo Europeo de Estabilidad, ya saben ese fondo para rescatar a países que vayan mal a pesar de que Europa apunta a bien: los inversores privados van a tener que arrimar el hombro. No sé, pero me suena a cosa rara: si Europa se está recuperando, ¿cómo es que van a haber inversores que van a tener que perdonar deudas?, cada vez las cosas van a ir mejor y va a ser más fácil pagar, eso se dice, ¿no?, o es que las cosas no van a ir mejor. ¡Vaya! ya hemos vuelto al principio.

Santiago Niño-Becerra. Catedrático de Estructura Económica. Facultad de Economía IQS. Universidad Ramon Llull.

Fuente: La Carta de la Bolsa

Informes
Tagged on: