Las dudas que bloquean a la Bolsa se van disipando y el Ibex rompe los 10.500

 

María Martínez
Invertia.com

Los test de estrés han conseguido eliminar parte de la incertidumbre que tenía bloqueado al mercado, dando continuidad al rally alcista. Los buenos datos de vivienda en EE UU apoyaron también las compras en la sesión y el Ibex subió un 1,14%, superando el nivel de 10.500 puntos. Los resultados empresariales, hoy de poca enjundia, los datos macro y la mayor relajación de los diferenciales de deuda tendrán mucho que decir el resto de la semana.

 
La deuda pública mantuvo la buena tónica de la semana pasada y continuó corrigiendo. El diferencial entre el bono español y el alemán se redujo hasta el nivel de 150 puntos básicos frente a los más de 220 puntos básicos en que llegó a cotizar escasamente hace un mes.
Esta mayor calma en los mercados de deuda se hace extensiva a la renta variable en la primera jornada después de la publicación de las conclusiones de las pruebas de estrés a la banca europea. “Está teniendo lugar una reducción de las incertidumbres, una desaparición de obstáculos a las Bolsas, antes que la identificación de nuevos factores dinamizadores”, señalan en Bankinter.
“Las incertidumbres eliminadas o reducidas durante los últimos días son, en nuestra opinión, los resultados del estrés test y el tono de los indicadores macro, ya que, a juzgar por las últimas cifras publicadas en EE UU y Europa, la probabilidad de que esté teniendo lugar el tan temido “double-dip” (o recaída en el proceso expansivo) es cada vez más reducida”. Hoy han sido las ventas de casas en EE UU las que mantuvieron abierta la puerta al optimismo.
Así, el Ibex escaló hasta los 10.506 puntos, recuperando niveles de abril, con Sacyr Vallehermoso subiendo con fuerza. Sus acciones se revalorizaron un 4,87% ante la posibilidad de avances en el proceso de refinanciación de la deuda asociada a su filial Vallehermoso, que ronda los 1.600 millones de euros. Avances importantes también para FCC (+3,35%) y OHL (+2,75%).
BBVA cerró un 2,54% al alza y Santander subió un 1,04%. Las ganancias para Telefónica fueron del 1,08% y para Iberdrola y Repsol, del 0,96% y del 1,16%, respectivamente. En el lado negativo, sólo dos valores: Ebro Foods, que se dejó un 1,49% y ArcelorMittal, que restó un 1,15%.
En el continuo, Vueling ganó un 8%, NH subió un 6,25% y Urbas, cuyo consejo estudia esta semana reforzar la solvencia de la compañía en unos 150 millones de euros a través de la capitalización y entrada de nuevos activos, un 5,75%. Los números rojos más abultados los mostraron La Seda (-8,66%) y sus derechos (-9%) y Sotogrande (-7,88%).
En Europa, el verde también imperó, aunque con menor intensidad que en España. El CAC ganó un 0,81%, el DAX avanzó el 0,35%, el FTSE sumó un 0,72% y el Eurostoxx, un 0,83%. Los valores financieros capitanearon las alzas, con SocGen, Intesa Sanpaolo, ING y Credit Agricole en los primeros puestos. Unilever, SAP y Carrefour se desligaron de la tendencia alcista general.
En cuanto al euro, su cotización con el dólar se movía en 1,298 al cierre de Madrid; mientras, el barril de petróleo situaba su precio por encima de los 77 dólares.
Recordar, por último, que la semana será también pródiga en resultados empresariales –mañana publican en España Gas Natural, Popular y Acerinox- y que se espera que mantengan la senda de recuperación, lo que dará impulso a la Bolsa. No obstante, el mercado enfrenta ahora una nueva prueba, ésta de liquidez. Una vez superado el test de solvencia, la atención estará en si se supera el “test de liquidez” con la apertura del mercado interbancario y de capitales.

También te puede interesar:

Además >>  Chema Fandiño: El silencio de los corderos
Las dudas que bloquean a la Bolsa se van disipando y el Ibex rompe los 10.500