Niño-Becerra: Industria 4.0. Seguimos

 

Santiago Niño-Becerra_interviewHace unos días recibí este mail.

“En primer lugar me presento, soy (nombre y apellido), y trabajo en el mayor un centro tecnológico de España.

Le escribo porque su colaboración en La Carta de la Bolsa de título “¿Me lo parece a mí?” me ha impactado. Me ha impactado la carta que le han dirigido. Estoy de acuerdo en sus apreciaciones, hay una parte de la sociedad que (supongo por falta de expectativas) quiere creer que estamos saliendo, y que lo del paro es cuestión de tiempo.

Mi experiencia en diversos sectores industriales y mi actual puesto me hace pensar que como usted, es verdad que habrá un grupo de personas formado por profesionales (hiperconectados-hiperexperimentados) que no tendrán problemas en estar en activo pero hay otro grupo, muy amplio que ni está ni se les espera.

En estos momentos está en marcha una cuasi-revolución industrial, llamada Industria 4.0. Esta revolución está siendo traccionada desde Alemania, desde UE y aquí por el Gobierno Vasco, que la ha hecho suya, y en mi opinión con gran acierto.

Pero preguntémonos ¿qué trae esta Industria 4.0?, Pues resumiendo mucho. Por un lado procesos de fabricación Inteligentes, que se “autoprograman” y se “autoajustan” en función de variables tanto internas de las propias fábricas y como externas ya sean de clientes o proveedores. Es decir es la automatización de las actuales automatizaciones, y sí, esto crea riqueza pero también paro.

Por otro lado, traen nuevos negocios derivados de la conexión a internet de las cosas, nuevos servicios, nuevos negocios. Para para esta segunda pata es necesaria la creación de nuevas empresas de base tecnológica, y sí, esto crea trabajo, pero el perfil profesional necesario es de alto nivel, hablo de licenciados en matemáticas, físicas, ingenieros,…. Y esto no se lo oigo decir a nadie más que a usted. Pero es tan obvio!.

Incluso aquí en Euskadi, que creo estamos en mejor posición, no la óptima, pero no estamos mal, en algunos momentos parece que predicamos en el desierto. Es el momento (hay tiempo) de subirnos a este tren, pero si no subimos y el tren parte, creo que será la oportunidad perdida.

 

Por eso, creo que para la próxima legislatura solo votaré a quien en sus discursos me explique qué va a hacer con la EDUCACIÓN”.

Mi respuesta fue:

“Por diversos motivos conozco muy, muy bien Euskadi, y sí, tienes razón: en Euskadi existen clusters y compañías que están a la vanguardia en varios de los apartados de la Industria 4.0 y la intención de convertir  Bilbao en un centro de diseño en esos ámbitos, una vez realizada la reconversión urbanística de la ciudad,  es una idea genial, pero, ¿cuántos profesionales va a atraer esa línea? ¿diez mil? ¿quince mil? Profesionales que no necesariamente tienen que ser euskaldunes o españoles. Es decir, como sabemos ser una potencia en Industria 4.0 puede perfectamente convivir con un desempleo estructural monstruoso y un subempleo en subsectores generadores de medio valor difícil hoy de imaginar. San Francisco es un buen escaparate de eso.

Además >>  Niño Becerra: Davos

En mi opinión, y siguiendo la línea que apunta no debería fijarse, de cara al 20 D, en lo que dicen los partidos sobre educación y formación, sino en lo que dicen en relación a primar la excelencia educativa; en potenciar a los jóvenes de alto rendimiento; en construir y/o reconvertir y, evidentemente dotar, centros formadores de profesionales que se hallen a la última de la última; en los que hablen de concesión de becas para el perfeccionamiento en centros internacionales de élite; en los que digan de invertir en programas de prácticas en las que verdaderamente se aprenda y utilice lo aprendido, …  Y en aquellos que aborden y desarrollen programas para hacer frente a la oleada de desempleados y subempleados que esa Industria 4.0 va a generar y que va a ahorrar hasta puestos de trabajo en el cajón de sastre en el que han acabado los desplazados por avances tecnológicos anteriores: los servicios de bajo valor.

Pero me da la sensación de que hay muy pocos políticos que hablen de esto porque son temas feos que quitan muchísimos votos y dan muy pocos”.

@sninobecerra

Santiago Niño-Becerra. Catedrático de Estructura Económica. IQS School of Management. Universidad Ramon Llull.

lacartadelabolsa.com
Niño-Becerra: Industria 4.0. Seguimos
Tagged on: