El nuevo Microsoft Office, a lo Facebook

 

Fuente: José Mendiola. El Confidencial.

Microsoft renueva la suite ofimática más utilizada del mundo y, en esta ocasión, no habrá curva de aprendizaje: no se tocará prácticamente nada a nivel estético. Los de Redmond elevan ahora la batalla a las nubes, siguiendo así la imparable tendencia del mercado, abierta, dicha sea de paso, en gran medida por Google y sus creaciones. El producto en web ha sido bautizado como Office 365, y no sustituye a las versiones desktop que disfrutan los usuarios en la actualidad, sino que se presenta como una opción más para las empresas que quieran migrar su ofimática a los servidores de Microsoft. La empresa fundada por Bill Gates se ve forzada a dar este paso por la pujanza de servicios online como Salesforce o el mismo Google Docs. Esta maniobra no está exenta de riesgo, puesto que Office es una de las líneas de negocio más rentables para los de Washington y corren el riesgo de penalizar el margen al tratarse de un servicio mediante suscripción (de coste relativamente bajo).

Contratar Office 365 no supondrá ningún quebranto en las mermadas finanzas de las empresas, incluidas las PYMES, ya que los norteamericanos cuentan con versiones a partir de 5,25 euros al mes por usuario. Y es que como le hemos comentado con anterioridad, el sistema funcionará en régimen de ‘alquiler’: se contrata del servicio online y se paga su uso mensualmente. Las ventajas son evidentes: una gran flexibilidad para la empresa, que puede contratar con cancelar cuentas en función de las necesidades del momento, pero sobre todo, facilitará a sus usuarios a los beneficios de la nube. Office 365 permite compartir documentos con el resto de la organización, de forma que un mismo archivo se mantenga vivo en tiempo real mientras es editado por varios usuarios. Si la seguridad es lo que le preocupa, sepa que Microsoft la utiliza como un argumento de ventas: Office 365 está libre de todo virus y sus datos alojados en los mastodónticos e infranqueables servidores de Microsoft, con garantía de la casa. Otra de las ventajas exhibidas en la presentación del producto es la necesaria integración con dispositivos móviles: el gigante de Washington no ha puesto cortapisas a la hora de facilitar el acceso con la mayoría de las plataformas, incluyendo a sus sempiternos enemigos (Google y Apple), como dispositivos soportados.

Además >>  Alcistas en Google, a menos que rompa por debajo de 860 dólares

Un Office al estilo ‘Facebook’

 

La comparación no es nuestra: la hace Microsoft en el vídeo promocional del producto, y tiene su explicación. Decíamos que el principal motivo que debe mover a una empresa a migrar a la nube es el uso de herramientas colaborativas. Pues el ejemplo propuesto por el gigante es certero: 365 es una especie de Facebook pero relacionado con la oficina y sus documentos. El usuario accederá al servicio con su usuario y contraseña y verá una pantalla en la que será testigo de las evoluciones de sus compañeros, tanto en la edición de determinados documentos, como en las citas y agendas (Microsoft integra varios servicios en web). Otro argumento de venta aplicable a toda herramienta online es la ausencia de mantenimiento de los servidores y los costes derivados. En el caso de 365 esta responsabilidad compete a Microsoft y su coste cubierto con el importe mensual del servicio.

Office 365 ha sido presentado en fase beta pero su lanzamiento global no será hasta el año que viene, cuando tendrá que batirse el cobre, entre otros, con Google Docs, un servicio que lleva en el mercado desde 2007 y es gratuito para el usuario particular (tiene un coste de 40 euros al año para el corporativo). Ante esta evidencia, Microsoft argumenta que la suite de Google no respeta al milímetro los formatos en la conversión a Office, ni cuenta con tantas prestaciones como la suya propia. Pero el sistema va a llegar al mercado por la puerta grande: el mismísimo ayuntamiento de Nueva York, gobernado por Michael Bloomberg, anunciará de la mano de Steve Ballmer que su administración subirá a la nube gracias a Microsoft, disfrutando de servicios como Office 365. El paso no es en falso y afectará a los 100.000 funcionarios de la corporación, lo que supone un ahorro para las arcas del municipio de hasta 50 millones de dólares al año

El nuevo Microsoft Office, a lo Facebook
Tagged on:             

Comments are closed.