Plan de ajuste…plan de austeridad…”Cuatro años de sufrimiento”. ¿Dónde caerá la próxima china?…Portugal…

 

Irlanda ha hecho publicó hoy miércoles un plan de austeridad a cuatro años por 15.000 millones de euros que establece grandes recortes de gastos y subidas de impuestos para solucionar la crisis bancaria y cumplir las condiciones de un rescate de la UE y el FMI, aunque fue recibido con acusaciones de exceso de confianza en que su debilitada economía pueda crecer.

Al respecto, el comisario de Asuntos Económicos, Olli Rehn, ha afirmado que el plan de ajuste presentado por el Gobierno irlandés es una “base sólida” para negociar las condiciones que se impondrán a Dublín a cambio de activar el rescate de 85.000 millones de euros que preparan la UE y el Fondo Monetario Internacional (FMI) con el objetivo de hacer frente a la crisis de deuda provocada por los graves problemas del sector bancario irlandés.

El plan incluye miles de despidos en el sector público, la subida del IVA a partir de 2013 y recortes en los gastos de seguridad social por valor de 2.800 millones de euros para 2014. Sin embargo, no toca el polémico y bajo impuesto a las empresas.

“El plan es una base sólida para las negociaciones sobre los ajustes fiscales y las reformas estructurales del programa político en el que se basará la asistencia financiera internacional que Irlanda ha pedido a la UE y al FMI”, ha dicho Rehn a través de un comunicado. Una misión del Ejecutivo comunitario, el Banco Central Europeo y el FMI se encuentra en Dublín desde el pasado jueves para negociar las condiciones de esta asistencia. El objetivo es cerrar un acuerdo a finales de mes para completar el rescate.

Rehn ha celebrado que el Gobierno irlandés haya reiterado su compromiso de reducir el déficit público por debajo del 3% del PIB en 2014 y ha señalado que el plan de ajuste para los próximos cuatro años “es una importante contribución a la estabilización de las finanzas públicas irlandesas”.

El plan logra, según el comisario de Asuntos Económicos, un “buen equilibrio” entre las medidas para recortar el gasto de manera duradera y las iniciativas para aumentar los ingresos mediante impuestos. Además, “tiene en cuenta la necesidad de proteger a los menos favorecidos”.

El Ejecutivo comunitario ha vuelto a reclamar la aprobación del presupuesto de 2011, prevista para el 7 de diciembre, con un esfuerzo de consolidación fiscal de 6.000 millones de euros. Este presupuesto “es conveniente porque lograría un equilibrio entre permitir que la incipiente recuperación se consolide y afrontar los retos presupuestarios a tiempo”.

Rehn ha elogiado finalmente las reformas estructurales incluidas en el plan irlandés por considerarán que “impulsarán las exportaciones y la recuperación de la demanda doméstica”. “La aplicación de las reformas contribuirá así a la ambiciosa estrategia de ajuste fiscal de las autoridades y al retorno a la sostenibilidad fiscal”, ha indicado.

A medida que aumenta la irritación en Europa por el coste social y financiero de rescatar al antiguo “tigre celta”, la canciller alemana, Angela Merkel, dijo que los políticos deben mostrar quién está al mando y hacer que los inversores compartan los riesgos en futuras crisis de deuda.

“El tamaño de la crisis implica que nadie escapará del aporte que se debe hacer para la recuperación nacional”, dijo el primer ministro, Brian Cowen, en una conferencia de prensa.

Pero casi inmediatamente la credibilidad de un plan vital para cumplir las condiciones del rescate de la UE y el FMI fue puesta en duda por mantener unas estimaciones de crecimiento económico presentadas a comienzos de este mes que muchos analistas creen son demasiado optimistas, dado el posible efecto que podrían tener los recortes en la frágil demanda interna.

La agencia de calificación Standard and Poor’s dijo que el Gobierno de Cowen es demasiado optimista. Dublín ha pronosticado un crecimiento medio del PIB real del 2,75 por ciento de 2011 a 2014, pero S&P dijo que el crecimiento nominal – sin tener en cuenta la inflación – será más bien plano en los próximos dos años.

Además >>  'Guadaña' Rajoy vuelve de nuevo: IVA, parados, pagas extras...ni Dios se libra

“La diferencia es significativa”, dijo Frank Gill, director del grupo de calificación soberana EMEA de S&P.

“No me parecen nada realistas”, dijo Stephen Lewis, economista jefe de Monument Securities. “Parece que están planeando medidas fiscales muy restrictivas y aún así esperan que la economía crezca según este contexto. Esto me parece muy poco probable”, señaló.

 

El diferencial del bono irlandés a 10 años frente al alemán tocó un máximo de la sesión de 660 puntos básicos antes de caer ligeramente. Su rendimiento alcanzó el 9,23 por ciento, muy lejos del 2,63 por ciento del bono alemán.

El plan presupuestario es una de las condiciones del rescate que la UE y el FMI negocian con un país que se consideró un modelo de desarrollo económico y que se convertirá en el segundo miembro de la zona euro en recibir ayuda financiera.

Un sondeo de Reuters mostró que 34 de los 50 analistas consultados creen que Portugal, donde los sindicatos celebraron una huelga el miércoles, se verá obligado a seguir los pasos de Irlanda y tocar las puertas de sus colegas en busca de un rescate. Si esto ocurre, los temores sobre España podrían aumentar y los inversores podrían temer sobre el futuro de la zona monetaria.

El ministro de Finanzas eslovaco, Ivan Miklos, atizó los temores, diciendo que “el riesgo de ruptura de la zona euro, o al menos un funcionamiento muy problemático, es muy real”.

Cowen dijo al Parlamento que aún no se había acordado una cifra final para la asistencia, “pero se ha tratado de una cuantía del orden de los 85.000 millones (de euros)”. Posteriormente añadió que podría pagar un tipo de interés en torno al seis por ciento.

El inesperado desplome de la economía irlandesa ha desconcertado a su población. El desempleo, una maldición para generaciones de irlandeses que casi había desaparecido en los años del ‘boom’, creció desde el 4 a cerca del 14 por ciento en unos pocos años.

El periódico Irish Independent dijo que la situación es tan crítica que Dublín podría inyectar dinero adicional en el alicaído sistema bancario este mismo fin de semana, sin esperar la llegada de los préstamos europeos y del FMI.

La Comisión Europea dijo que las conversaciones estaban avanzando sin problemas, pero aclaró que tardarían varios días más. “Con suerte, vamos a terminar cerca de fines de noviembre. No puedo ser más preciso que esto”, dijo un portavoz a la prensa en Bruselas.

Una vez se firme el acuerdo, deberá ser aprobado por los ministros de Finanzas de Europa y la junta del FMI antes de la llegada de los primeros préstamos, y los desembolsos probablemente estarán ligados a metas referenciales como el presupuesto de 2011.

La erosión que sufrió esta semana el respaldo de sus socios en la coalición gubernamental significa que Cowen posiblemente no sobreviva mucho más allá de Año Nuevo para aplicar las propuestas. Pero su sucesor probablemente deba atenerse al plan diseñado por el actual Gobierno, dado que la crisis financiera dejará poco margen para revisarlo.

Los irlandeses ya han soportado dos años de profundos cortes en el gasto gubernamental, un colapso en los precios de las viviendas, una recesión récord y un aumento sin pausa del desempleo.

Señores hasta cuando tenemos que pagar los platos rotos los ciudadanos de a pie…

Plan de ajuste…plan de austeridad…”Cuatro años de sufrimiento”. ¿Dónde caerá la próxima china?…Portugal…
Tagged on:                 

Comments are closed.