Reforma Laboral: manual de uso

 

¡Qué horror lo que está haciendo el Gobierno!. ¡Qué falta de sensibilidad social denota este Gobierno!. Recuerdo a quienes lo hayan olvidado que el partido del que procede este Gobierno y el partido que obtuvo la mayoría el 20N no ganó las elecciones: fue aclamado por el pueblo español, o sea que ahora todos a callar, ¿o no?. Ya, fue aclamado para que resolviese los problemas que no resolvían ‘los otros’ y no están resolviendo esos problemas, lo que sucede es que quienes fueron aclamados nunca dijeron en su programa ni en su campaña: ‘Nosotros vamos a solucionar todos los problemas’, creerlo fue una deducción gratuita del electorado. Es una apreciable cuestión de matiz.

Como podría serlo lo que dijo ayer la Sra. María Dolores de Cospedal en una entrevista que publicó El País en sus Págs. 16 y 17: “(…) En España hace falta trabajar más”. De entrada podría no entenderse: ‘Pero si hay un desempleo de casi el 24% y están cerrando empresas a mansalva debido a que existe un exceso de capacidad monstruoso?’; sin embargo analizado se ve el camino: ‘En España tienen que trabajar más aquellas personas que tienen trabajo mientras lo tengan ya que esa es una vía para aumentar la competitividad’; refuerza el razonamiento el hecho de que la Sra. De Cospedal no haga ni una leve mención a la inversión. Y lo refuerza el hecho de que también diga que “(…) La reforma (laboral) va encaminada a aumentar la empleabilidad de las personas”.

Aquí Uds. ya han leído sobre este concepto: incrústenlo en su mente porque van a oír mucho sobre él. La empleabilidad es aquel conjunto de actitudes, aptitudes, conocimientos y roles por los que una persona puede ser ocupada siempre que la persona a emplear sea capaz de demostrar a quien puede ocuparle que la necesita porque a) puede resolverle un problema, o b) puede conseguir algo que ahora no obtiene. El tipo de contrato es indiferente, así como su duración.

Este comentario de la Sra. De Cospedal es superfundamental porque, por vez primera, revela lo que la RL elaborada, aprobada y promulgada por el Gobierno y su partido busca: eliminar los lincks tradicionales de la relación ‘Empresa – Trabajador’ en el que el acento estaba puesto en la primera: ‘Contrato si necesito y examino candidatas/os’, a otra relación en el que el acento se pone en el segundo: ‘Tengo que demostrar que me necesita o que puedo hacerle ir a más aunque no haya pensado en ello’.

En las tareas para las que sea precisa una alta cualificación, para aquellos tareas de un alto valor añadido, para profesionales imprescindibles para las/los que la seguridad en el empleo sea innecesaria porque les sobren las ofertas, vale, pero el resto, es decir, para la mayoría en una atmósfera de necesidad decreciente de factor trabajo, supone la precarización llevada a hasta el más lejano de sus extremos: ya ni siquiera es el ‘¡Yo, por menos!’, ya que, además, el contratado ha de demostrar que se le necesita, ¿cómo?, aceptando todo lo que el empleador diga ya que esas son las condiciones que en ese momento necesita.

Además >>  Disyuntiva sin respuesta

También dice la Sra. De Cospedal: “La reforma les gusta mucho a las personas que no tienen empleo”, obviamente: como no lo tienen están dispuestas a aceptar las condiciones que sean para obtener algo de ocupación, pero para eso hacía falta modificar el documento en el que se fijaban los mínimos: el Estatuto de los Trabajadores.

Una entrevista muy, muy, buena. De una claridad meridiana. Si recuerdan, cuando la Sra. De Cospedal fue elegida presidente de la región de Castilla-La Mancha y empezó a manifestar mensajes, dije que había que seguir muy de cerca a esa persona porque lo que decía tenía mucho sentido y lo que estaba empezando a hacer en C-LM era el prefacio de lo que iba a pasar después en el resto de regiones; y así ha sido. Ahora con lo que dice en relación a RL se aclaran muchas cosas. Ojala, pienso, la Sra. De Cospedal hubiese explicado a la ciudadanía qué iba a pasar con la RL: todos hubiésemos estado más avisados (aunque posiblemente ese fuese el motivo por el que quien informó no fuese ella).

Lo del ‘nuevo contrato social’ argumentado por M. Sarkozy casi con total seguridad irá por aquí.

 

Y no, la Sra. De Cospedal tampoco dice ni palabra sobre el fraude fiscal.

(Por cierto, ¿se han dado cuenta que del Mobbing ya no habla ni el tato?).

::: ::: :::

Cambiando de tema. ¿No encuentran un poco vergonzoso que el pueblo español no sepa ni palabra de unos presupuestos -de los que se está hablando en todas partes- hasta que lo decida un Gobierno aclamado por ese mismo pueblo y después de que en Europa se apremiase al Gobierno a que los presentase ‘lo antes posible’?. Curiosamente hace días que ya no se apremia, ¿será porque ya los conocen?.

@sninobecerra

Santiago Niño-Becerra. Catedrático de Estructura Económica. IQS School of Management. Universidad Ramon Llull.

http://lacartadelabolsa.com/leer/articulo/reforma_laboral_manual_de_uso

Reforma Laboral: manual de uso
Tagged on:                         

Comments are closed.