La ruleta rusa del sector inmobiliario español: cuando se juega con fuego

 
elEconomista

Los títulos de Quabit suben alrededor de un 20%, con un precio que ronda los 0,17 euros. En lo que llevamos de año, la compañía ha duplicado su precio en el parqué, pese a que desde el máximo anual de sus acciones han llegado a caer casi un 40%. Una ruleta rusa que es equiparable a la situación que experimenta el resto del sector, del que los analistas recomiendan vender sus títulos.

Ganar o perder. Cuando alguien decide jugar a la ruleta rusa, sabe que tarde o temprano puede morir por culpa del azar. El sentimiento de incertidumbre y adrenalina que experimentan es similar al que experimentaría un inversor a la hora de decidir en qué inmobiliaria española cotizada deposita su dinero.

Si le gusta jugar con fuego, los valores de este sector son los idóneos, pero debe saber que el riesgo a sufrir grandes pérdidas es muy alto. ¿Merece la pena arriesgar? El consenso de mercado considera que no. Todas, salvo Realia, cuentan con una clara recomendación de venta.

No son tiempos fáciles para el sector. Desde el inicio de la crisis, el sector inmobiliario ha sido duramente castigado. A día de hoy, estas compañías continúan con dificultades para renovar sus créditos, a lo que se añade el endurecimiento de las condiciones para conceder préstamos hipotecarios. Dos condiciones que no ayudan en un escenario en el que el precio de la vivienda en España sigue de capa caída. Las inmobiliarias buscan la refinanciación de sus deudas a modo de resurrección para el sector. Ante ello, la mera posibilidad de que esto ocurra se ha convertido en un impulso para los títulos de las inmobiliarias en el mercado de renta variable.

Sin ir más lejos, es lo que la semana pasada sucedió con Quabit. La inmobiliaria, propiedad del grupo Rayet, vuelve a experimentar importantes subidas en una sola sesión; en estos momentos de un 12% aproximadamente. Detrás, la intención de cerrar la reestructuración de su deuda, que alcanza los 1.448 millones de euros, antes de la celebración de su junta el próximo 28 de junio. Pero cuidado. Aunque en lo que llevamos de año, Quabit se ha revalorizado en el parqué un 87,5%, carece de recorrido alcista en los próximos doce meses.

Ya que sus títulos cotizan a un precio muy superior al de su valoración, que se sitúa en los 0,05 euros. Una cifra inferior a la que hace casi un año le otorgaba el consenso de mercado. En junio del año pasado, la escasa banca de inversión que la sigue estimaba el precio de sus títulos en los 0,21 euros.

No obstante, Quabit no es la única que ha vivido el auge de su cotización ante el rumor de alcanzar nuevos acuerdos para sanear sus cuentas. Reyal Urbis también ha negociado posibles refinanciaciones. Aunque la inmobiliaria ha conseguido recortar su deuda en un 15%, no ha logrado salir de pérdidas este año, y se espera que en el 2012 tampoco lo consiga. Y si seguimos analizando sus características, su valoración tampoco es positiva. En los próximos doce meses carece de potencial alcista, ya que el precio de sus acciones se sitúa en los 0,98 euros, por encima de su precio objetivo que se ubica en los 0,6 euros.

 
Además >>  Cosas – 60

El recorrido de Metrovacesa

Otro valor con el que el inversor puede jugársela es Metrovacesa A lo largo del año, la inmobiliaria se deja un 11% en el parqué. No obstante, es de la pocas compañías del sector que cuenta con recorrido. Sus acciones se encuentran en los 4,95 euros, mientras que el consenso de mercado recogido por FactSet estima que puede llegar alcanzar los 5,50 euros. Después un largo proceso de negociación para acordar su refinanciación, en abril Metrovacesa logró cerrar el plan para sanear una deuda que alcanza los 5.725 millones de euros.

Un comportamiento lleno de altibajos es el que ha experimentado también Colonial..Como ejemplo, en mayo -una semana después de anunciar la reducción de su capital social por valor de 2.485 millones- la cotización de la inmobiliaria llegó a ceder un 15% en el conjunto de la semana. Aunque a lo largo del año mantiene el signo positivo al ganar más de un 5%, carece de recorrido para los analistas.

Realia se salva de la ruleta rusa

Ante este panorama, el único valor inmobiliario que se libra de la ruleta rusa es Realia , participada por Caja Madrid y FCC. La compañía posee la única recomendación de compra dentro del sector. A ello ayuda el hecho de que sólo ella sea quien ha conseguido salir de números rojos en 2010 al lograr una cifra de un millón de euros. Además, el consenso de mercado recogido por FactSet estima que la inmobiliaria dispone de un recorrido de casi un 30%, a lo que le acompaña su buen comportamiento en el parqué desde que comenzó el año.

Cristina García

La ruleta rusa del sector inmobiliario español: cuando se juega con fuego
Tagged on: