Vinculan el fenómeno de El Niño a la fusión de un glaciar en la Antártida

 

Pine glaciarLa fusión de la plataforma de hielo flotante en la punta del glaciar Pine Island, una de las mayores rutas de hielo desde la Antártida hacia el mar, depende de la dirección del viento local, que está vinculado a los cambios tropicales asociados al fenómeno de El Niño, según concluye una investigación publicada este jueves en la versión adelantada digital de ‘Science’.

Esta plataforma de hielo — que ocupa un 10% de la banquisa de hielo de la Antártida Occidental– se ha estado derritiendo y adelgazando durante las últimas cuatro décadas, haciendo que el glaciar avance y descargue más hielo. La comprensión de la situación de esta placa de hielo es un elemento clave para predecir el aumento del nivel del mar en un mundo que se calienta.

El estudio, dirigido por el investigador Pierre Dutrieux, del ‘British Antarctic Survey’, usó nuevos datos para mostrar cómo los vientos y la topografía controlan la cantidad de agua caliente que llega a la plataforma de hielo. Coautores de la Universidad de Washington, en Estados Unidos, aportaron su experiencia en modelización atmosférica para ayudar a interpretar las observaciones y mostrar cómo se relacionan con las condiciones climáticas en el Océano Pacífico tropical.

“Estos nuevos resultados demuestran cómo la cantidad de masa fundida experimentada por la capa de hielo de la Antártida puede ser altamente dependiente de las condiciones climáticas que ocurren en otras partes del planeta”, señala el coautor Eric Steig , profesor de Ciencias Espaciales y de la Tierra en la Universidad de Washington.

La plataforma de hielo de Pine Island ha adelgazado casi continuamente desde que se iniciaron las observaciones en la década de 1970. Estudios anteriores han demostrado que la cálida agua del océano profundo está derritiendo la capa de hielo de abajo, lo que sugiere que el calentamiento de los océanos mundiales se está dirigiendo gradualmente a la parte inferior de la capa de hielo.

Pero el panorama es más complejo, según los autores del nuevo estudio. El océano profundo está cada vez más caliente, pero, más importante aún, agua más caliente ha estado llegando a la plataforma de hielo. Bajo las condiciones adecuadas, el agua profunda caliente que rodea la Antártida puede inundar la plataforma continental y llegar hasta el margen del glaciar. Medidas tomadas durante las dos últimas décadas han demostrado la presencia persistente de una gruesa capa de agua caliente en la plataforma continental en contacto con la plataforma de hielo de Pine Island.

En enero de 2012, investigadores del ‘British Antarctic Survey’ y colegas de Alemania y Corea revisaron la zona para recoger más datos y vieron que la capa de agua caliente era mucho más delgada que antes y estaba coronada por una capa más gruesa de lo normal de agua fría que rodeaba y, por lo tanto protegía, la plataforma de hielo. Estos expertos estimaron que se está produciendo la mitad de agua de deshielo desde el glaciar con respecto a 2010, haciendo de 2012 el año con el menor derretimiento en verano del glaciar Pine Island en la toda la historia.

 

Mediciones detalladas de la temperatura del agua, junto con un modelo de ordenador de la circulación oceánica, muestra que la reducción de la fusión en 2012 fue porque menos cantidad de agua profunda fue capaz de atravesar una cordillera submarina que separa el glaciar Pine Island del Océano del Sur y que esta disminución de flujo por ese canal se debe a un cambio en los vientos, que fueron persistentemente hacia el este durante la mayor parte del año anterior, según los autores. Los vientos en esta región son normalmente del oeste.

Además >>  Los lobos aúllan porque añoran los ausentes

Esto planteó la pregunta de por qué los vientos fueron diferentes en 2011 y principios de 2012 que en años anteriores. Steig fue coautor de un estudio de 2011 publicado en la revista ‘Nature Geoscience’, liderado por el investigador postdoctoral Qinghua Ding, de la Universidad de Washington, que mostró que los vientos en la zona del glaciar de Pine Island están relacionados con los cambios en el Pacífico tropical vinculados a eventos de El Niño.

En 2012, Steig y Ding publicaron un artículo con el científico atmosférico de la Universidad de Washington (UW) David Battisti y el coautor Adrian Jenkins, del ‘British Antarctic Survey’, que vinculaba el derretimiento del glaciar Pine Island con el Pacífico tropical. El nuevo estudio proporciona observaciones para respaldar el trabajo teórico de los autores de la UW.

“Pensamos que la variabilidad del viento juega un papel interesante pero relativamente pequeño, pero los nuevos datos apoyan nuestra idea y muestran que tiene un efecto fuerte”, apunta Steig . “El campo del viento a finales de 2011 y principios de 2012 había cambiado drásticamente en comparación con años anteriores; los vientos del oeste dominantes en la zona de los alrededores eran casi todos del este hacia finales de 2011 y principios de 2012, y estaban relacionados con el gran evento de 2011 de La Niña”, argumenta.

En 2012, el sistema tropical de El Niño cambió a La Niña , invirtiendo los vientos locales en esta región de la Antártida y haciendo que fluyera en la zona agua menos caliente. Si las condiciones observadas en el 2012 continúan, escriben los autores, tendría profundas implicaciones para la plataforma de hielo de Pine Island.

La continuación de esta gruesa capa de agua superficial fría podría revertir la tendencia actual de adelgazamiento, lo que podría permitir la reconstrucción del borde del glaciar, aunque los expertos no creen que estas condiciones persistan. “2012 fue probablemente sólo un evento raro –afirma Steig– y creo que una nueva visita a la zona de Pine Island mostrará condiciones mucho más similares a las observadas en años anteriores”.

Vinculan el fenómeno de El Niño a la fusión de un glaciar en la Antártida
Etiquetado en:                         

Comments are closed.