Ya están aquí las tarjetas del futuro

 
pago electronico smartphone
Cadena Ser

El avance de las nuevas tecnologías y la aplicación del fintech es cada vez más tangible en nuestro día a día. Desde la posibilidad de manejar nuestras cuentas a través de nuestro móvil hasta los pagos entre particulares instantáneos. Sin embargo, las tarjetas son uno de los productos donde el avance tecnológico más se ha notado. Estos plásticos son parte de nuestra vida cotidiana y es donde tanto entidades bancarias como startup están concentrando sus esfuerzos. El comparador financiero HelpMyCash.com nos cuenta los últimos avances en estos dispositivos y cómo revolucionarán el mercado en un futuro próximo.

La tecnología ‘contactless’ ha revolucionado el mercado

El pago sin contacto es una de las maneras de pago que más se ha arraigado en nuestro país. De acuerdo con un estudio de MasterCard, en el último trimestre del año pasado las tarjetas contactless aumentaron un 68 % y, en la actualidad, el 80 % de las tarjetas en España incluye esta modalidad.

La tecnología contactless ha servido también para crear nuevas formas de pago que no precisan de tener la tarjeta físicamente con nosotros. Desde aplicaciones de carteras digitales en nuestro smartphone, tanto de entidades bancarias como de otras empresas (Apple, Samsung, Vodafone,…), hasta pulseras con contactless como la que ofrece imaginBank, por ejemplo.

Uno de los últimos avances en las tarjetas es el reconocimiento biométrico. Una nueva forma de aumentar la seguridad en los pagos contactless y que reducirá drásticamente el uso fraudulento de nuestros “plásticos” ya que será necesario una característica física nuestra para llevar a cabo la operación que deseemos. Entre los más novedosos podemos encontrarnos con el reconocimiento de la huella dactilar que incluye Samsung Pay para poder acceder a la aplicación de su cartera digital; el “pago con selfie” de MasterCard que hará que el PIN sea nuestras facciones faciales; el reconocimiento ocular que ha desarrollado la startup americana EyeVerify o usar nuestro latido como forma de identificación, resultado de una colaboración entre MasterCard y la startup canadiense Nymi.

Tarjetas que parecen ‘smartphones’  

Una de las novedades más curiosas es la nueva tarjeta inteligente que lanzará la empresa Plastic Card a finales de este año. Esta compañía ha creado una tarjeta digital que nos dejará almacenar hasta 20 tarjetas , ya sean de crédito, débito o de compras. Esta tarjeta nos permitirá escoger la tarjeta que deseamos utilizar en cada momento ya que podremos navegar a través de su pantalla táctil y, además, podremos recibir alertas tanto en la propia tarjeta de las diferentes operaciones como en nuestro smartphone. Este “plástico” nos permitirá nombrar a cada tarjeta para que sea más fácil identificarlas y podremos pagar tanto con contactless y banda magnética como con chip EMV.

 
Además >>  Hipotecas con la TAE más baja de diciembre

En esta tarjeta digital también podremos incluir nuestro documento de identidad para que no sea necesario enseñarlo y nos permitirá conocer el balance de cada cuenta asociada a las tarjetas y el histórico de las operaciones realizadas, aunque es posible bloquear esta opción para más seguridad.

Precisamente en el tema de seguridad, esta tarjeta incluye un código de tres dígitos que deberemos introducir para que el plástico se active además del código PIN de cada una. Tiene una “alerta de proximidad” con el que nos enviará una notificación al móvil si nos alejamos más de 30 metros y que hará que se desactive de manera automática. Además desde la aplicación móvil podremos eliminar toda la información guardada en caso de pérdida y restaurarla cuando la encontremos. Además, en el caso de que nos quedemos sin batería podremos escoger la tarjeta que queremos utilizar desde nuestro teléfono y utilizar la tarjeta sin problemas.

Esta tarjeta se lanzará en Estados Unidos, pero será compatible con cualquier tarjeta a nivel internacional en cualquier TPV que acepte el pago por banda magnética. Si nuestra tarjeta es Visa, independientemente del banco, podremos pagar a través del contactless también. Su coste será de 180 dólares (alrededor de 160 euros) e incluye una suscripción de 18 meses.

Ya están aquí las tarjetas del futuro
Tagged on: